Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de abril, 2008

Gioconda Belli : "Mayo"

No se marchitan los besos

como los malinches,

ni me crecen vainas en los brazos;

siempre florezco con esta lluvia interna,

como los patios verdes de mayo

y río porque amo el viento y las nubes

y el paso del los pájaros cantores,

aunque ande enredada en recuerdos,

cubierta de hiedra como las viejas paredes,

sigo creyendo en los susurros guardados,

la fuerza de los caballos salvajes,

el alado mensaje de las gaviotas.

Creo en las raíces innumerables de mi canto.

Gioconda Belli.

Olga Orozco: "Para hacer un talismán"

Se necesita sólo tu corazón
hecho a la viva imagen de tu demonio o de tu dios.
Un corazón apenas, como un crisol de brasas para la idolatría.
Nada más que un indefenso corazón enamorado.
Déjalo a la intemperie,donde la hierba aúlle sus endechas de nodriza loca y no pueda dormir,donde el viento y la lluvia dejen caer su látigo en un golpe de azul escalofríosin convertirlo en mármol y sin partirlo en dos,donde la oscuridad abra sus madrigueras a todas las jaurías y no logre olvidar.Arrójalo después desde lo alto de su amor al hervidero de la bruma.Ponlo luego a secar en el sordo regazo de la piedra,y escarba, escarba en él con una aguja fría hasta arrancar el último grano de esperanza.Deja que lo sofoquen las fiebres y la ortiga,que lo sacuda el trote ritual de la alimaña,que lo envuelva la injuria hecha con los jirones de sus antiguas glorias.Y cuando un día un año lo aprisione con la garra de un siglo, antes que sea tarde,antes que se convierta en momia deslumbrante,abre de par en par y …

Rainer Maria Rilke: "Tú no esperes"

Tú no esperes que Dios venga a ti

Y te diga : "Yo soy".

Un Dios que muestra su ira

No tiene sentido.

Que sepas que Dios penetra con su soplo en ti

Desde el origen.

Y cuando tu corazón llamea sin traición alguna

Es que está allí, Él.



Primeras Poesías 1894-1898

Gabriela Mistral: "Riqueza"

Tengo la dicha fiel
y la dicha perdida:
la una como rosa,
la otra como espina.
De lo que me robaron
no fui desposeída;
tengo la dicha fiel
y la dicha perdida,
y estoy rica de púrpura
y de melancolía.
¡Ay, qué amante es la rosa
y qué amada la espina!
Como el doble contorno
de dos frutas mellizas
tengo la dicha fiel
y la dicha perdida.



Rosalía de Castro: "En sus ojos"

En sus ojos rasgados y azules,

donde brilla el candor de los ángeles,

ver creía la sombra siniestra

de todos los males.



En sus anchas y negras pupilas,

donde luz y tinieblas combaten,

ver creía el sereno y hermoso

resplandor de la dicha inefable.



Del amor espejismos traidores

risueños,fugaces...

Cuando vuestro fulgor sobrehumano

se disipa...¡Que densas!...¡Que grandes

son las sombras que envuelven las almas

a quienes con vuestros reflejos cegásteis!




Delmira Agustini: "Ceguera"

Me abismo en una rara ceguera luminosa

Un astro, casi un alma, me ha velado la Vida.

¿Se ha prendido en mí como brillante mariposa?

No sé…

Rara ceguera que me borras el mundo,Estrella, casi alma, con que asciendo
o me hundo:¡Dame tu luz y vélame eternamente el mundo!