Adios a un poeta.


LA POESÍA


La poesía cruza la tierra sola,


apoya su voz en el dolor del mundo


y nada pide


ni siquiera palabras.


Llega de lejos y sin hora, nunca avisa;


tiene la llave de la puerta.


Al entrar siempre se detiene a mirarnos.


Después abre su mano y nos entrega


una flor o un guijarro, algo secreto,


pero tan intenso que el corazón palpita


demasiado veloz. Y despertamos.

Comentarios

Escritora y artista visual ha dicho que…
Mis saludos Mariela.
Gracias por la publicación de ese gran poema de Eugenio Montejo. Aún en un adios, sigue vivo con sus letras..., y tu poeta sigue con esa pasión por la lectura y lo demuestras en tu espacio...
Un abrazo y hasta pronto
Sencillamente
Milagro Haack
vestir la sombra ha dicho que…
Excelente blog, desde hoy me anoto verlo siempre.

b.
MAREA DE EMOCIONES ha dicho que…
Montejo, gran poeta! que ha iluminado muchas de mis noches...

Gracias por tu visita, eso me me regalado el gustazo de visitar tus blogs. Quiero felicitarte!

Te añadiré en mis favoritos para deleitarme con la excelente selección de poesías que nos regalas!

Un abrazo
Ariadna ha dicho que…
Gracias Mariela por tu visita y por incluirme en tu blog.

Me uno a tu homenaje a Eugenio Montejo. Los poetas como él nunca mueren

Saludos!!

Entradas populares